Financiación para jóvenes empresarios


trai

Sabes, por tu experiencia, por comentarios, por amigos, etc. que, crear un negocio es, cuanto menos, difícil, por no ponerle otros calificativos. Cuando encima de todo se trata de tu primera empresa, acabas de salir de la Universidad o simplemente piensas en dedicarte por entero a algo creado por tí puedes verte y desearte porque hay muchos aspectos que puedes no conocer.

Si nos centramos en el tema de los jóvenes emprendedores, éstos siempre tienen muchas ideas en la cabeza pero, con el paso del tiempo, los gastos, gestiones, etc. esas ideas van quedando encerradas en la cabeza de uno porque, aunque sabe que pueden llegar a funcionar, el sistema para llegar a un público, amén de los muchos gastos que hay que solventar, pueden acabar con que sólo pueda dedicarse a una sola cosa durante los primeros años de vida de la pyme.

Cuando acabas de salir de la Universidad ves en el Mercado Laboral una oportunidad muy grande. En las Universidades te dicen, “cuando esté trabajando…”, “los sectores que más demandan…” pero, la realidad, es otra, la realidad es que no sólo sales tú, salen miles de estudiantes en busca de un trabajo, con ideas en mente que, poco a poco, va bajando para poder adecuarse al Mercado.

Y con la creación de nuevas empresas ocurre lo mismo. Al principio todo es un sueño, un boceto que has creado en tu mente sobre el cual te gustaría mucho poder llevar a cabo y resulta que llega la realidad y te lo hecha por tierra. Y es que, cuando eres joven, salvo que tengas dinero, no se suele contar con recursos propios y hay que requerir otras vías de financiación (y familiares) para embarcarse en el proyecto que, aunque pensamos que es una buena opción, no lo sabremos con seguridad hasta que éste empiece a “cuajar” en el mercado y a obtenerse beneficios con el mismo.

Con respecto a las vías de financiación existen algunos bancos que dan créditos para financiar los primeros años de una empresa con condiciones mucho mejores que si se solicitara un préstamo o cualquier otra fuente de financiación. Además, suelen poner un plazo de amortización algo (entre 5 y 8 años) lo que supone ir un poco más desahogado de los gastos.

Pero, como en todo, los requisitos en ocasiones no son fáciles de cumplir o estos son muy subjetivos. Normalmente, y con carácter general, los requisitos que se han de cumplir son: ser menor de 35 años; tener un proyecto viable; carecer de recursos propios.

En cuanto a lo primero y lo tercero sí que es fácil de cumplir pero lo del proyecto viable, ¿bajo qué criterios? Es indudable que tú crees en tu proyecto, que lo ves como algo que realmente puede surgir, que puede llegar a algo, dar beneficios y, por supuesto, quizás vivir de ello. Tú le dedicarás mucho tiempo y dinero a ese proyecto porque es tuyo, es tu obra y para tí es algo que no te supone esfuerzo porque te gusta hacerlo.

¿Pero es viable? Habría entonces que saber qué entiende cada banco por viabilidad (al margen de los beneficios) porque, dependiendo de cada concepto, puede ser aceptado o rechazado nuestro proyecto y nuestra financiación.

Quizás te preguntes qué diferencia puede haber entre los créditos concedidos a los jóvenes con los créditos normales. Pues bien, la principal diferencia radica en la cuantía que se presta que, rara vez, es superior a 30.000 euros (5 millones de pesetas), deben haber realizado estudios universitarios, un justificante de la inversión o presentar una memoria sobre la actividad a desarrollar.

Por su contra, tienen mejores beneficios que un crédito normal (condiciones de financiación mejores, tipos de interés más bajos, menos comisiones, no necesitan avales (en según qué casos porque en todos los bancos consultados pedían un aval ya que, como no trabajas, no saben si es viable esa situación y quieren a alguien que tenga dinero fresco todos los meses).

Entre algunos ejemplos que te podemos dar sobre bancos con financiación para jóvenes tenemos:

  • Caja España: El llamado Crediprofesional joven, destinado a menores de 30 años, tipo de interés fijo, plazo máximo de amortización de hasta 6 años. El importe máximo que nos dan es de 20.000 euros.
  • Caja de Ahorros del Mediterráneo: Dispone del “Préstamo emprendedores“, con un tipo de interés del Euribor más el 2’5%, importe máximo de 30.000 euros y un plazo de amortización de hasta 8 años.
  • Bancaja: Dispone de “Crédito Primera Empresa“, para titulares de la “Cuenta Joven”; su plazo de amortización puede llegar hasta los 7 años y el interés aplicable es el del Euríbor más 2’5 puntos.
  • Caja Granada: Desarrolló, y aún lo mantiene “Tu crédito empresa” aunque, en este caso, se requiere de un proyecto de viabilidad y el máximo importe es de 30.000 euros. El interés es el del Euribor más 2 puntos y el plazo de amortización puede llegar hasta los 10 años.
  • Caixa Catalunya: Es uno de los bancos que más importe llega a dar llegando a los 40.000 euros. El plazo de amortización es de hasta 7 años.

Vía.

Esta entrada fue publicada en Autónomos, Gestión, Préstamos, Pyme y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Financiación para jóvenes empresarios

  1. rosario dijo:

    Tengo un hijo de 20 años ke a terminado el curso..gestion administrativa..y sueña con poder tener un negocio..un estanco …me gustaría saber los primeros pasos ke hay ke dar…muchas gracias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>