Mitos a erradicar en una pyme


Cuando piensas en un negocio tu mente siempre se va a aquellas empresas grandes, aquellas que tienen éxito, aquellas que te hacen soñar con que algún día tu estarás en la cima y tendrás dineros. Pero con una pyme la realidad es otra y con una micro pyme aún es más difícil. Así que hay que bajarle a las ilusiones un poco y ser más realistas.

Existen una serie de frases que se piensan, no se dicen, cuando hablas de un negocio o de emprender algo que haría falta erradicar o pensar un poco más a fondo sobre si es viable o no para una pyme.

Por ejemplo: cuando se dice que hay que pensar en grande, actuar a nivel global, en una pyme no sería posible el principio. Una pyme tiene que trabajar al principio con lo que tiene y si, debería pensar en el futuro, pero eso sólo cuando el presente esté bien afianzado.

Tampoco es correcta la afirmación de que el primero es imprescindible, no tienes por qué ser el primero, lo que sí hay que ser es alguien que ofrezca diferencia con respecto a la competencia y que esa diferencia atraiga a los clientes.

Hay un error al considerar que cuando no se tiene competencia habrá más beneficios. Si no hay competencia es posible que sea porque el producto o servicio que estamos ofertando no sea del agrado o no sirva para las personas en ese momento. Ha de ser una idea muy innovadora o un producto brillante así como tener una promoción fuerte para dar a conocer y realmente tener éxito en un mercado donde no haya competencia.

También se dice que en los negocios no se deben crear asociaciones entre amigos o familiares. Bien, esto es discutible, depende mucho de cada persona, hay negocios de varios socios que funcionan perfectamente y cada uno de ellos se ocupa de la parte que más entiende o en la que está más especializado; y hay otros negocios de socios, sean amigos o familiares, que no superan el año de vida.

Seguro que las personas mayores te dirán que para emprender lo primero que necesitas es buscar financiación. Aquí tenemos el caso de Facebook que se inició con muy poco dinero y, como el producto funcionó, la financiación vino sola.

Por último pensemos una cosa. Se dice que cuando se inicia un negocio te sientes genial porque eres tu propio jefe pero en realidad ¿eres tu jefe? Yo creo que aunque tienes tu propia empresa en realidad trabajas para otros como son los clientes, como son los proveedores, como es la administración pública…

Podríamos seguir diciendo que muchos más mitos pero creo que ya puedes darte cuenta de que, aunque tiene muchos beneficios crear la empresa también hay muchos mitos en torno a ella y no es oro todo lo que reluce. Cualquier negocio tiene sus pros y sus contras.

Imagen

Esta entrada fue publicada en Curiosidades, Gestión, Pyme. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>